Jump to content
FxForo | Tecnología, Juegos, Anime y mucho mas!

NiKo

Colaborador
  • Content Count

    450
  • Joined

  • Last visited

  • Days Won

    77

NiKo last won the day on November 3

NiKo had the most liked content!

Community Reputation

5,682 Excellent

About NiKo

  • Rank
    COLABORADOR
  • Birthday 10/14/1973

Recent Profile Visitors

The recent visitors block is disabled and is not being shown to other users.

  1. Que epoca los años dorados de fabricantes como SOYO. Mothers que al dia de hoy (20 años despues) siguen corriendo algun clasico haciendo feliz a algun nostalgico...
  2. Si el costo lo justifica, puede ser viable hacer el intento. Si tengo que elegir, un procesador orientado a juegos estara mejor preparado que un procesador orientado a servidor..
  3. Aplicando Resina Epoxi a Cubierta de Placa de Video Gforce RX 480
  4. La historia está centrada en Sam Porter Bridges, interpretado por el actor Norman Reedus (Daryl, en The Walking Dead), un solitario y ermitaño repartidor de paquetes que trabaja para la corporación Bridges, al parecer una especie de Amazon, mientras intenta sobrevivir en un Estados Unidos post-apocalíptico donde la vida y la muerte están en el mismo plano. Ese episodio, según Kojima, le da nombre al videojuego. Los paquetes, un tema central en el juego, son cargados por Sam en distintas partes del cuerpo: los lleva en la espalda, brazos y hasta las piernas dependiendo la cantidad que tenga que transportar de un puesto avanzado a otro. Estos, además, son configurables desde el complejo menú para equilibrar el peso, ya que habrá que recorrer distancias enormes, cruzar ríos y hasta escalar montañas. El objetivo principal es volver a "conectar" a la humanidad enlazando esos puestos y así lograr que renazca Estados Unidos. Pero esa no será la única tarea que deberemos realizar en Death Stranding, también está la búsqueda familiar para rescatar a su hermana Amelie (la versión de Lindsay Wagner rejuvenecida digitalmente) de un terrorista conocido como Higgs (Troy Baker). Su madre, la presidenta de Bridge y lo que queda del país (también Wagner), es quien lo envía en esta cruzada por tierras desoladas. Además de la destacada actuación de Reedus, Death Stranding tiene una constelación de actores de Hollywood que le dan vida y voz a los personajes: Léa Seydoux encarna a una misteriosa mujer llamada Fragile, el director mexicano Guillermo del Toro es Deadman, Nicolas Winding Refn representa a Heartman, Margaret Qualley es Mama y Mads Mikkelsen es el responsable de introducirnos en la historia de BB (bebé). La mente compleja de Hideo Kojima En los primeros momentos de juego cuesta incorporar acrónimos que el japonés acostumbra a utilizar en sus obras, por ejemplo en la saga Metal Gear. En este caso son “BT” y “BB”. El primero representa a los espíritus semi-incorpóreos de los humanos difuntos que quedaron en este estado tras el Death Stranding, los cuales son mucho más poderosos que una persona estándar. El otro, justamente, nombra al bebito que Sam lleva en una cápsula adhosado a su traje a la altura del vientre. ¿Por qué son especiales? Cuando accedés a un área infestada de BT, el jugador recibe una notificación con una breve cinemática donde su odradek (escáner montado en el hombro) aparece y comienza a aletear salvajemente en la dirección del más cercano. Lo mismo hace el BB (el bebito que portamos en la cápsula) que también llorará y comenzará a angustiarse a medida que se acerque a ellos. Escanear el área a su alrededor es la única forma de “ver” los BT, que aparecen como sombras borrosas de un humano, flotando en el aire conectado a una especie de cordón umbilical También aparecen nombres como “Doom”, “Mengua”, “red Quiral” y “la Playa”. Acá va un consejo: no intentes encontrar su significado o tratar de averiguar de qué se trata todo esto en Internet, porque todo se irá aclarando en el transcurso del juego. Death Stranding es para disfrutarlo lentamente, sin prisa y sin pausa. El sistema multijugador Como señalamos anteriormente, uno los mayores ganchos de la historia en Death Stranding es su misión de conectar las Ciudades Unidas de América, que reemplazó a los Estados Unidos de América, después de que ocurriera el Death Stranding. Sin embargo, esa conexión se extiende más allá de la historia y lo coloca en uno de los puntos sorprendentes de la obra, uno que Kojima Productions llamó el Social Strand System. Este particular sistema multijugador permite que los jugadores puedan ayudarse mutuamente y de manera flexible. Esto se ve con claridad al llegar a un obstáculo, como un río que necesita ser cruzado o un acantilado que necesita ser escalado, ahí podrás utilizar alguna de las herramientas en el juego como escaleras o cuerdas para superarlos. También tendrás la posibilidad de optar por desmantelarlo para recuperar recursos o dejar todo como está para que aparezca en la sesión de otro jugador. Todo está conectado y fluye con total naturalidad logrando así una experiencia colaborativa como pocas veces hemos visto en un título de PlayStation. Asimismo, si el jugador coloca un objeto particularmente útil, otro puede sentirse lo suficientemente agradecido como para otorgarle algunos “Me gusta” que tienen incidencia en tu personaje. Estos "likes" se acumulan a medida que avanza el juego, y son las recompensas que obtienes por completar la mayoría de tus entregas de carga. Los gustos actúan como puntos de experiencia. Después de cada misión, la cantidad de "Me gusta" que ganaste se divide en categorías, y esas categorías suben de nivel individualmente en función de lo que hiciste. Además de las herramientas pequeñas, se pueden construir estructuras grandes y dejarlas para que otros jugadores las usen. Los generadores para cargar vehículos, pequeños armarios de almacenamiento, puentes, carreteras e incluso casas de seguridad más adelante en el juego pueden también ser diseñados y utilizados por otros. Estos se vuelven increíblemente útiles a medida que atravesas terrenos más complejos, con lugares cada vez más peligrosos. Los enemigos A medida que pasa el tiempo, surge un sistema de combate estilo acción en tercera persona, pero de ninguna manera es el núcleo del juego. Además de los encuentros con diversos enemigos dispersos por este mundo distópico, Death Stranding tiene peleas de jefes, que varían enormemente. Si bien el foco está puesto en repartir paquetes, Kojima aporta el nivel de acción al que nos acostumbró con sus juegos. Eso sí, el combate no es una mecánica que usarás para tu primer tercio del juego, y se introduce paso a paso. Los primeros enemigos que aparecen son los MULE, unos hombres que alguna vez fueron como Sam, pero cayeron en la locura y ahora recorren la tierra para robar las cargas de los transportadores. No hay forma de luchar contra ellos, y la única salida al menos al comienzo es evitarlos. Con la progresión del juego llegará la posibilidad de pelear a mano limpia y portar armas de fuego no letales. A diferencia de los BT, estos no pueden matarte, simplemente te incapacitan y roban tu carga. También aparecen los famosos monstruos de fin de la etapa, que terminan siendo una combinación de todos los otros tipos de combate, dependiendo del tipo que sea. Conclusión Por jugabilidad, construcción de los personajes y una historia que termina convenciendo, Hideo Kojima superó todas las expectativas con Death Stranding. Su cuestionada estrategia de lanzar pequeños adelantos en momentos claves, siempre sin dar muchos datos sobre la historia, terminó siendo la medida justa para mantener en vilo a todos los gamers. Desde que el realizador japonés Hideo Kojima decidió cortar su vínculo histórico con Konami, su primera obra como referente del estudio Kojima Productions estuvo inmersa en un gran misterio alimentado, incluso, por ese primer adelanto de E3 2016. Pero pasaron cuatro años de ese 15 de diciembre de 2015 y el enigmático japonés parece haberlo hecho de nuevo: el próximo 8 de noviembre los fanáticos podrán disfrutar de el mejor cierre que un título exclusivo pudo haberle dado a la cuarta generación de consolas PlayStation 4. [Clarin.com]
  5. El caso Toulemonde, que remite al caso Larrabure, es emblemático de los conflictos en los años de gobiernos Kirchner (2003-2015) con las Fuerzas Armadas a partir de la decisión de Néstor Kirchner de reabrir los juicios por la represión ilegal de la dictadura. Que reavivó el reclamo de la "familia militar" de tener en cuenta a las víctimas de la guerrilla. Larrabure es acaso su principal emblema. El fallo de la jueza Gilardi De Negre refleja el calvario personal que empezó a vivir el marino Toulemonde, y que arrancó con una sanción tras los hechos en el Colegio Militar por “no controlar debidamente a su señora esposa respecto de las normas de comportamiento a seguir". Había un en ejercicio una presidenta (hoy vicepresidenta electa) mujer, Cristina KIrchner; y una ministra de Defensa, mujer, Nilda Garré, paradójicamente la ministra de Defensa más reformista desde la restauración democrática. Ambas consintieron la idea de que la mujer debe ser controlada por el marido, y el escarmiento al varón, por la falta cometida por su esposa. Toulemonde fue trasladado a Buenos Aires, alejado de su familia en Mar del Plata. Tuvo otras sanciones, leídas por sus camaradas como parte de un claro hostigamiento. No fue considerado para el ascenso en 2008. Enfrentó con el reglamento en la mano las arbitrariedades, la falta de resolución de su caso, que lo hizo permanecer 9 años en la jerarquía, cuando lo normal son 6, según recogió el fallo de Gilardi de Negre. Tuvo graves consecuencias para su salud que derivaron en licencias médicas. Fue pasado a retiro obligatorio en 2012. Larrabure era el mayor Argentino del Valle Larrabure, ingeniero químico, secuestrado el 11 de agosto de 1974 por el Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) durante el copamiento de la Fábrica Militar de Pólvoras y Explosivos de Villa María, de la que era subdirector. Estuvo 372 días cautivo en una "cárcel del pueblo" en Rosario. El Ejército se negó a canjearlo por presos del ERP, y Larrabure se negó a colaborar con sus conocimientos técnicos con la guerrilla. Murió por asfixia, ahorcado según afirma hasta hoy su hijo Arturo Larrabure que sigue pujando en tribunales para que se considere su caso como delito de lesa humanidad (el ERP dijo que se suicidó). Su cuerpo fue hallado el 25 de agosto de 1975 en condiciones lamentables. Tenía 43 años. Historias trágicas de los 70: la familia de militantes que fueron los "carceleros" de Larrabure, fue identificada y cinco de sus miembros fueron salvajemente torturados, violados al menos en un caso y asesinados por los militares. Sobrevivió la que era una beba, Josefina Tosetto González, actual diputada de la Nación. Aquel día fatal del acto en el Colegio Militar, un hijo del matrimonio Toulemonde-Liberatori egresaba como cadete naval; otro era escolta de la Bandera. Ninguno sigue hoy en la Armada. El ministro de Defensa, Oscar Aguad, en una decisión simbólica y reivindicatoria, revocó hace exactamente un año una resolución de la ministra Garré, de 2010, y ordenó pagar los sueldos retroactivos a una treintena de oficiales de las tres fuerzas pasados a retiro por "por portación de apellido". Eran primeros o entre los más destacados de sus promociones, pero eran hijos o parientes de militares connotados durante la dictadura. Por eso el kirchnerismo, en una polémica decisión política, les clausuró sus carreras. Toulemonde no entró en este beneficio, porque ya había acudido a la Justicia, según se explica en voz baja. El actual jefe de la Armada, almirante Villán, es compañero de promoción de Toulemonde. Conoce el caso al dedillo. El 19 de abril pasado, Villán envió una nota a Aguad con la postura de la Armada: consideró "sobresalientes" los antecedentes de Toulemonde, y le pidió a Aguad "equidad" en el tratamiento frente a los llamados "portadores de apellido". Por eso, pidió el aval a la decisión de la Armada de computar haberes de servicios reconociendo a Toulemonde el tiempo pasado “en retiro” como “en actividad”; y continuar con el trámite de ascenso retroactivo al 31 de diciembre de 2008. La decisión final está a consideración del ministro que se despide el 10 de diciembre. [Clarin.com]
  6. La página oficial de WiKiDevi cerró el 31/11/2019, entiendo que dejaron la última copia en Archive.org para quien quiera descargar toda la información sobre routers que tenía.
  7. En Argentina se puede esperar cualquier cosa, por eso al ver algo "Razonable" nos llama la atención y es noticia!
  8. Tambien esta la intro de PixelHeaven que realizo un CGI en el 2014 la cual, hay que verla!
  9. Los que no conocieron esta pequeña obra de arte realizada por una solo programador en el año 1991, tienen la posibilidad de jugarlo Online desde el Navegador! https://classicreload.com/another-world.html
  10. Mozilla lanzó YouTube Regrets, un portal en donde los usuarios de YouTube pueden compartir sus experiencias más negativas con las recomendaciones del algoritmo. ¿Por qué hace esto Mozilla? En primer lugar, por sus investigaciones sobre lo que considera «inteligencias artificiales confiables», dedicadas a enriquecer la vida digital de los usuarios, y no a dañarla. A esto se suman artículos como el publicado por el New York Times en junio pasado, y las declaraciones de ex empleados de YouTube sobre fallas catastróficas en las recomendaciones hechas por los algoritmos. El verdadero problema, es que dichas fallas se vuelven peligrosas en tiempo récord. Corregir ese comportamiento no será nada fácil. ¿Por qué? En primer orden, porque las recomendaciones equivalen al 70 por ciento del tiempo de reproducción en el sitio, 250 millones de horas diarias. Mozilla entró en contacto con YouTube para verificar cuáles son sus pasos a seguir en el combate contra el odio y el contenido falso en la plataforma, pero se necesita el punto de vista de los usuarios. Estas son apenas tres humildes traducciones de las historias compartidas en YouTube Regrets: Share
  11. Cuando hablamos de estrategia por turnos, una de las primeras cosas que nos viene a la mente es la saga Civilization, pero el género se las arregló para expandirse a otras plataformas, y con bastante éxito debo agregar. Los viejos jinetes de la Sega Mega Drive y la PlayStation 1 probablemente recuerden a Master of Monsters (conocido como Disciples of Gaia en la PS1) o el Warsong. Con el paso de los años, la línea que separa a la «estrategia por turnos» del «rol táctico» se fue borrando, habilitando proyectos al nivel de la franquicia Fire Emblem, el Final Fantasy Tactics, o la serie Advance Wars. Así llegamos a The Battle for Wesnoth. Inspirado en Master of Monsters y Warsong, este título del desarrollador australiano David White comenzó su aventura en el año 2003. Con 16 años sobre los hombros, hoy The Battle for Wesnoth nos ofrece 17 campañas para un jugador, más de 50 mapas multijugador, y 200 unidades repartidas en siete facciones (cada una con armas, hechizos, y habilidades especiales). Si eso no es suficiente para ti, no te preocupes. El juego puede ser expandido a través de complementos creados por usuarios y colaboradores. Se trata de un servidor repleto de campañas, escenarios, paquetes con criaturas, recursos secundarios y mucho más, tanto para jugar offline como en línea. Obviamente hay mucho para aprender en The Battle for Wesnoth, pero su tutorial te permitirá absorber las bases en un par de minutos. Asigna tus ataques, regresa a las aldeas si necesitas recuperar salud, visita el torreón para reclutar nuevas unidades, ¡y pelea! También deberás tener en cuenta la alineación de algunos personajes, los beneficios que reciben durante el día y la noche (por ejemplo, los orcos son más fuertes realizando ataques nocturnos), las ventajas (y desventajas) del terreno, y cómo aprovechar posiciones. Más allá de los combates, esto sigue siendo estrategia, y una unidad colocada en la posición correcta puede ser la diferencia entre una victoria contundente o empezar desde cero. https://www.wesnoth.org/
  12. La regla en el proceso penal es la libertad de quien se encuentra acusado de un delito, como derivación necesaria del principio de inocencia en materia penal, que establece la presunción de inocencia hasta tanto se pruebe la responsabilidad penal por un delito, mediante una sentencia condenatoria firme. Sin embargo, en determinados casos, si se presentan ciertas condiciones, resulta procedente la prisión preventiva del imputado, esto es, la detención cautelar, previa al dictado de una sentencia de condena. Actualmente, el criterio general que rige el instituto de la prisión preventiva, y que debe ser analizado en cada caso concreto, surge del Fallo Plenario de la Cámara Federal de Casación Penal “Díaz Bessone” de fecha 30 de octubre de 2008. Según dicho fallo, para que proceda la prisión preventiva debe verificarse peligro de fuga del imputado o riesgo de entorpecimiento de la investigación. El peligro de fuga y el intento de entorpecimiento de la investigación son peligros procesales que ponen en jaque los fines de un expediente penal, a saber: aplicación de la ley penal (la que no se puede aplicar si el imputado se da a la fuga, pues no existe la posibilidad de realizar el juicio en ausencia del acusado en la República Argentina) y la averiguación de la verdad (que se neutraliza si se entorpece la investigación). Para analizar la concurrencia de estos requisitos (peligro de fuga o riesgo de entorpecimiento de la investigación), se deben analizar las circunstancias concretas del caso, así como las condiciones personales del imputado. En ese sentido, se valora la calificación legal del hecho, la expectativa de pena, la existencia de condenas anteriores o declaraciones de reincidencia previas, la conducta del imputado durante el proceso, así como la predisposición de someterse al proceso y su comportamiento durante la investigación, entre otras pautas. También se aplican los artículos 317 al 319 del actual CPPN. La ley 27.063 (Texto Ordenado según las modificaciones introducidas mediante las leyes números 27.272 y 27.482, Decreto PEN Nº 118/2019) consolida el criterio sentado en el plenario "Díaz Bessone" de la Cámara Federal de Casación Penal. Concretamente, se establecen pautas específicas para analizar si en el caso se verifica, o no, peligro de fuga y peligro de entorpecimiento de la investigación. El Código Procesal Penal Federal ya se encuentra vigente, y es de aplicación progresiva en el territorio de la República Argentina. Actualmente se está aplicando en las provincias de Salta y Jujuy y se extenderá a las restantes provincias de forma paulatina. Peligro de fuga. Para decidir acerca del peligro de fuga se deberán tener en cuenta, entre otras, las siguientes pautas: a. Arraigo, determinado por el domicilio, residencia habitual, asiento de la familia y de sus negocios o trabajo, y las facilidades para abandonar el país o permanecer oculto; b. Las circunstancias y naturaleza del hecho, la pena que se espera como resultado del procedimiento, la imposibilidad de condenación condicional, la constatación de detenciones previas, y la posibilidad de declaración de reincidencia por delitos dolosos; c. El comportamiento del imputado durante el procedimiento en cuestión, otro anterior o que se encuentre en trámite; en particular, si incurrió en rebeldía o si ocultó o proporcionó falsa información sobre su identidad o domicilio, en la medida en que cualquiera de estas circunstancias permitan presumir que no se someterá a la persecución penal. Peligro de entorpecimiento. Para decidir acerca del peligro de entorpecimiento para la averiguación de la verdad, se deberá tener en cuenta la existencia de indicios que justifiquen la grave sospecha de que el imputado: a. Destruirá, modificará, ocultará, suprimirá o falsificará elementos de prueba; b. Intentará asegurar el provecho del delito o la continuidad de su ejecución; c. Hostigará o amenazará a la víctima o a testigos; d. Influirá para que testigos o peritos informen falsamente o se comporten de manera desleal o reticente; e. Inducirá o determinará a otros a realizar tales comportamientos, aunque no los realizaren. Límite de la prisión preventiva. La prisión preventiva cesará: a. Si el imputado hubiere cumplido en prisión preventiva la pena solicitada por el representante del MINISTERIO PÚBLICO FISCAL; b. Si el imputado hubiere agotado en prisión preventiva un tiempo igual al de la pena impuesta por la sentencia no firme; c. Si el imputado hubiere permanecido en prisión preventiva un tiempo que, de haber existido condena, le habría permitido solicitar la libertad condicional o la libertad asistida. No podrá imponerse nuevamente la prisión preventiva en el mismo proceso si una anterior hubiese cesado por cualquiera de las razones enunciadas precedentemente; ello sin perjuicio de las facultades para hacer comparecer al imputado a los actos necesarios del proceso o de la aplicación de otras medidas de coerción. ARTÍCULO 225.- Incumplimiento. En caso de incumplimiento injustificado de las obligaciones impuestas al imputado, el juez, a pedido del representante del MINISTERIO PÚBLICO FISCAL o del querellante, podrá sustituirlas o añadir nuevas, sin perjuicio de ordenar la ejecución de la caución económica dada. También podrá imponer la prisión preventiva si el incumplimiento persistente permite presumir que el imputado no se someterá al procedimiento o continuará obstaculizándolo. ARTÍCULO 226.- Revocación o sustitución. El juez, de oficio o a petición del imputado o su defensa, dispondrá la revocación o sustitución de la medida de coerción que hubiere sido impuesta, cuando hayan desaparecido los presupuestos en que se hubiere fundado su imposición. La solicitud será resuelta en audiencia con presencia de las partes, en un plazo que nunca podrá ser mayor a SETENTA Y DOS (72) horas. La resolución que rechace el pedido será revisable dentro del plazo de VEINTICUATRO (24) horas. ARTÍCULO 227.- Demora respecto de medidas privativas de la libertad. Si se hubiera planteado la revisión de una medida cautelar privativa de libertad y el juez no resolviera dentro de los plazos establecidos en este Código, el imputado podrá urgir pronto despacho y, si dentro de las VEINTICUATRO (24) horas no obtuviese resolución, el juez incurrirá en falta grave y causal de mal desempeño. Restricciones a la libertad. Las medidas restrictivas de la libertad sólo podrán fundarse en la existencia de peligro real de fuga u obstaculización de la investigación. Nadie puede ser encarcelado sin que existan elementos de prueba suficientes para imputarle un delito reprimido con pena privativa de libertad. * Mariano Borinsky es Juez de la Cámara Federal de Casación Penal, Doctor en Derecho Penal y Presidente de la Comisión de Reforma del Código Penal. Por Mariano Borinsky 24 de septiembre de 2019
  13. En 1928, pleno año electoral que consagraría por 800 mil votos a la fórmula Hipólito Yrigoyen y Francisco Beiró, un grupo de taxistas se lamentaba por el poco trabajo que tenían y la dificultad de llegar a fin de mes. En una mesa del café La Montaña, de Rivadavia y Carrasco, se contaban las penas José García Gálvez, un español naturalizado argentino que había sido chofer de Jorge Newbery; Rogelio Fernández, futuro corredor de Turismo Carretera; Pedro Etchegaray, Manuel Pazos, Felipe Quintana, Antonio González y Lorenzo Porte. De ese cónclave tan porteño, salió la idea de adaptar sus coches taxímetros, esos Ford T, en un transporte de más de un pasajero. Lo llamaron el “auto-colectivo”. También se rescata una anécdota del historiador anarquista Diego Abad de Santillán, quien le sugirió a un gallego que la estaba pasando mal transformar su coche en un pequeño ómnibus. “¡Por diez centavos hasta Lacarra!”, voceaba. Desde 1921 funcionaban los ómnibus, que cubrían trayectos de media y larga distancia, y que competían con los taxis y aún con los tranvías. Las empresas tranviarias se dedicaron a perseguir a este nuevo medio de transporte, aunque no encontraron eco en todas las autoridades, incluida la del presidente Yrigoyen, quien defendió a los taxistas devenidos en colectiveros. Es que algunos de estos “auto-colectivo” solían hacer el mismo recorrido que los tranvías y hasta se le ponían adelante para poder sacarle pasajeros. Nace el colectivo Pero la historia del colectivo comenzó el lunes 24 de septiembre de ese año. Sin tener ningún tipo de autorización, y arriesgándose a multas y secuestros de vehículos, en un día lluvioso salieron a la caza de pasajeros. Lo primero que hicieron fue tapar la bandera característica del taxi, y escribieron con tiza en la carrocería el recorrido: Primera Junta – Lacarra, pasando por Plaza Flores. Se preocuparon por mantener un horario, y le cobraban los 10 o 20 centavos -según el destino- al pasajero al bajar. El diario La Nación informó dos días después que “los coches inician el recorrido a las 7 de la mañana, con intervalos de cuatro minutos, cargando solo cuatro pasajeros y uno más del lado del conductor. Este inusitado recurso de transporte económico, el taxiómnibus inaugurado ayer hoy se ampliará con otra línea”. Llegarían a tener una parada en la vereda misma de la Casa Rosada. Llevaban hasta cinco pasajeros: uno, en el asiento del acompañante: tres en el asiento trasero y otro en el asiento que se adaptaba en el baúl. ¿Con qué nombres el ingenio popular los bautizó? Vicente Gesualdo, en su Historia del Colectivo, enumeró “Taxi barato”; “Taxi del pueblo”; “Bufoso” (porque carga cinco y dispara) y “Taxi ómnibus”. No todos los taxistas estuvieron de acuerdo con este invento. Algunos llevaban un pan en el asiento delantero y cuando se cruzaban con uno, se lo mostraban y le gritaban “¡muerto de hambre!”. Según relató a Infobae Juan Carlos González, presidente del Museo del Colectivo Antiguo, “los auto-colectivos de esa primera línea llegaron a ser 40, y el mismo taxista era el que elegía el número de línea”. La segunda línea en aparecer fue la "8". Iba desde Nazca y Rivadavia hasta Plaza de Mayo. Pero el viaje inaugural no lo pudieron completar. No cayeron en la cuenta que el día que arrancaron era el 12 de octubre, en la que la ciudad era un hervidero de gente ya que asumía su segundo mandato Hipólito Irigoyen. No pudieron llegar al centro. La resistencia de la mujer ¿Cómo vencer la resistencia femenina a subirse a este tipo de vehículos? Nuevamente el ingenio de los choferes llevó, en una típica acción de marketing, a contratar a mujeres como pasajeras y de ahí en más el prejuicio desapareció. Hasta algunos tenían un servicio exclusivo para las damas. El éxito alcanzado por el colectivo motivó a ampliar los transportes. José Fonte y José Chiofalo fueron los primeros en alargar la carrocería de los coches, lo que permitió llevar a 11 pasajeros: uno adelante, tres atrás, tres en el medio, dos en transportines (pequeños asientos plegables) ubicados a cada lado y dos más junto al chofer. Claro que si el que tenía que bajar estaba sentado atrás, todos los demás debían descender para permitirle el paso. Adefesio mal construido Aunque no todos construían sus unidades de la misma manera. Al español Grau la intendencia le había rechazado su vehículo varias veces “por ser un adefesio mal construido, elemental y casero”. Grau fue a verlo al intendente, diciendo que si no le aprobaban la unidad, se vería obligado a robar. Dicen que el intendente apoyó su mano en el hombro del hombre y le concedió el permiso. Se cobraba por secciones y el chofer dependía mucho de su memoria y de la honestidad del pasajero. El boleto no existía; aparecería en 1932 pero los choferes no quisieron saber nada y terminaría implementándose en 1942. “El 3 de enero de ese año -explicó González- en las líneas 212 y 263, los llamados choferes-guardas comenzaron a encargarse de cortar y cobrar boletos. En esta nueva función, los colectiveros permanecían en la parada hasta terminar la operación de entrega de boletos, y recién entonces arrancaban. El pasajero recibía el boleto al ascender, y cuando bajaba debía pagar y devolverlo. Este boleto usado iba a parar a una urna de vidrio ubicada junto a la boletera, más adelante fue reemplazada por una bolsa. Llegado el coche al control, la bolsa se vaciaba en una lata, una suerte de fosa común de todos los boletos del día. Aunque en la década de 1960 la devolución del boleto al descender cayó en desuso, durante muchos años la frase 'devuélvase al descender’ continuó apareciendo al dorso." Eran tiempos en los que no existían aún los postes indicadores. Por eso la Comisión de Control de Transportes implantó un sistema de boletas numeradas para organizar el ascenso por turno en puntos neurálgicos. Comenzó a ensayarse en Plaza de Mayo, el 19 de julio de 1944. El pasajero debía solicitar una boleta y la entregaba a un inspector, quien le indicaba el momento de ascenso al vehículo. No fue una buena idea, ya que este sistema duró poco tiempo. Con la implementación del boleto en los colectivos, el borde de corte de las máquinas boleteras apareció dentado. ¿Por qué? porque los colectivos no tenían guarda que cortaba el boleto. El colectivero debía solucionar el corte de boletos con una sola mano, ya que la otra estaba ocupada en el volante. El borde dentado resolvió el problema. A esta altura, el colectivo ya era definido como “tan argentino como el dulce de leche”. Fuentes: Historia del colectivo, por Vicente Gesualdo- Revista Todo es Historia; entrevista a Juan Carlos González, presidente del Museo del Colectivo Antiguo
×
×
  • Create New...